Solo puedes controlar: Lo que piensas, lo que dices y lo que haces. Aprende a hacerlo

                                                              

Es imposible controlarlo todo, ya que hay muchas circunstancias y elementos de nuestra vida que están fuera de nuestro control. Pero si podemos controlar: lo que pensamos, lo que decimos y lo que hacemos….Eso si, la mayoría, por no decir todas las personas, tenemos que aprenderlo a hacer.

Primero habrá que empezar por darnos cuenta, por ser conscientes de lo que pensamos, decimos y hacemos. Parece fácil ¿eh?…Pues no tanto, porque igual no te has dado cuenta, pero muchas veces vamos en piloto automático. Así que en principio toma una postura de observador/testigo. Y sorpréndete de cuantas veces estas muy lejos de la misma.

Ya somos conscientes. Ahora toca empezar a aceptarnos, respetarnos y decidir¡¡¡

Charles Chaplin decía que la mente, los pensamientos, pueden atormentarme y decepcionarme, pero cuando los coloco al servicio de mi corazón, eso es ¡¡¡Saber vivir!!!

Respetarnos y vivir en coherencia es lo que hará, que hagamos lo que queremos, aunque a veces sea «lo que debemos», porque si lo decidimos conscientemente, siempre será lo que queremos, aunque sea «lo que debemos». Y lo pongo entre comillas, ya que únicamente nosotros somos ,los que nos imponemos las obligaciones ( a veces cuesta ver esto).

Y si nos damos cuenta de que en algún momento no somos coherentes, porque no hacemos o decimos lo que pensamos, será bueno que descubramos cual es nuestra ganancia y si la misma, nos compensa.

Ya me dirás que te puede resultar mas difícil en este aprendizaje, pero ten en cuenta que se puede aprender ¡¡¡lo que nos propongamos!!!

EXPERIMENTA, SI QUIERES PUEDES.