Hacer lo que quiero o hacer lo que debo

Podemos hacer lo que queremos, hacer lo que debemos o parar , reflexionar y decidir que hacer. En este último caso siempre haremos lo que queremos, aunque hagamos lo que debemos.

La dificultad está en salir del mecanismo automático de los habitos y colocarnos en la postura de poder, de capacidad y responsabilidad de la toma de decisión, que origina  nuestra respuesta ante cualquier situación de nuestra vida.

Es interesante darnos cuenta de que muchas veces cuando hacemos lo que debemos, tampoco nos quedamos tan bien como era de esperar. y de que hacer lo que debemos no nos asegura un resultado positivo, como se pone de manifiesto en este estupendo corto.

http://youtu.be/WsxhD6p5p70
Igual nuestra cultura judeo-cristiana es la responsable de que la mayoría crea, que solo el esfuerzo y la lucha son productivos y nos aseguran “algo”. Puede que no sea cierto…..

Y si haces lo que quieres ? lo que te gusta…

Experimenta, si quieres, puedes.

 





Volver al blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *